A pesar de ser un concepto relativamente joven y moderno, el co-working ya lleva muchos años funcionando a lo largo y ancho del mundo. Técnicamente, hablamos de un espacio de trabajo, como su palabra indica, compartido por otros profesionales con diferentes intereses e inquietudes, pero con los que se pueden crear importantes sinergias y posibles oportunidades.
Dicho esto, llegamos al concepto más interesante de esta nueva forma de trabajo, que es la creación de una comunidad.

En esta comunidad, no sólo es posible la interacción con otras personas, lo cual te da la posibilidad de convergir en un momento determinado, sino que también te da la capacidad de aprovechar las múltiples ventajas que te ofrece trabajar en este pequeño gran entorno global y multifuncional en el que nos encontramos.

Debemos señalar que el concepto coworking no hace referencia a un espacio abierto con mesas corridas, pues perfectamente un coworker puede tener un espacio de trabajo cerrado, sea un usuario o un equipo de varios miembros. El “Open Space” es otro concepto diferente, donde se eliminan las barreras y divisiones dentro de un equipo de trabajo. Digamos que podría haber espacios cerrados para un equipo de trabajo en su propio “Open Space”, pero que ese equipo trabaje en un espacio coworking con otras empresas o profesionales. Eso es lo más habitual en los centros coworking. Otra posibilidad es contar con una mesa en un “Open Space” donde se comparte el “Open Space” con otros profesionales. Esta es la fórmula más adecuada para profesionales independientes que buscan en el espacio posibilidades de colaboración con otros co-workers. El espacio coworking debería poder ofrecer estas dos fórmulas si quiere llegar a dar una solución optima a todo tipo de profesionales. Otro requisito fundamental es ofrecer espacios de trabajo donde los miembros de la comunidad puedan trabajar de forma puntual. La idea es que un mismo miembro pueda trabajar en su espacio privado, en una zona de coworking, o al aire libre según sus necesidades. El espacio coworking también debiera facilitar tecnológicamente la posibilidad de que diferentes usuarios puedan trabajar en remoto desde su casa u otro punto diferente.

En INSPIRA Workspaces creemos firmemente en esta novedosa forma de trabajo, para nosotros no es sólo un espacio amueblado con conexión a internet, sino un espacio capaz de enriquecer y fomentar las relaciones entre profesionales de diferentes sectores, adaptado para poder dar una solución a las diferentes necesidades en cada momento.

Nuestra experiencia en el sector, y en la gestión de espacios de trabajo durante casi 20 años, nos hacen tener muy claro que esto no es una tendencia pasajera, sino una nueva fórmula de trabajo que ha llegado, no sólo para quedarse, sino para evolucionar cada vez más.

Entre los múltiples servicios que ofrecemos en nuestras instalaciones, el co-working es sin duda la tendencia lógica hacia la que nos dirigimos, con capacidad para impulsar la creatividad mediante el trabajo cooperativo, una estupenda solución, en definitiva, para todos aquellos profesionales independientes o pequeñas empresas.

¿Te atreves a ser un CO-WORKER?

SERVICIOS INCLUIDOS
  • Internet, conexión por cable y red WI-FI a través de balanceador de carga. Posibilidad de VLAN privada y alojamiento de servidor.
  • Espacio de almacenamiento
  • Acogedora zona de espera con servicio de cafetería
  • 10% de descuento en salas de reunión
  • Posibilidad de línea telefónica con atención de llamadas
  • Acceso a nuestra zona Chill Out
  • Uso de terraza comunitaria
  • Domiciliación de la actividad
  • 12 salas de reuniones a tu disposición en nuestras 2 sedes
  • Acceso a office comunitario
  • Posibilidad de acceso 24 horas
  • Alquiler de audiovisuales
  • Equipo de recepción a tu disposición
  • Visibilidad en nuestro blog
  • Asesoramiento empresarial integrado (marketing, online, fiscal, laboral, riesgos laborales, internacionalización…)
  • Luz, consumo eléctrico, mantenimiento, gastos de comunidad…